Ministerios parroquiales complementan las metas del Plan Pastoral

Por el Personal del Catholic Spirit

Yendo hacia el oeste desde Wimberley hasta Dripping Springs anidada a lo largo de las sinuosas colinas del Ranch Road 12 se encuentra la 
Parroquia de St. Martin de 
Porres, una comunidad afectada por los cambiantes demográficos de Austin y una población creciente. No sólo la parroquia está creciendo, sino que también las necesidades y preocupaciones de los pa-rroquianos son más grandes y diversas, dijo el Padre Charlie Garza, pastor de la Parroquia de St. Martin de Porres.
Para cumplir con esas necesidades, los líderes parroquiales y el personal necesitaban de entrenamiento y apoyo del sector de manejo de negocios mientras continuaban enraizados en nuestra fe Católica. En agosto de 2015, el Padre Garza y un equipo de parroquianos asistió una Conferencia Parro-quial Amazing en Denver para descubrir maneras de “crear una parroquia dinámica enfocada en la evangelización y el discipulado”. El movimiento parroquial Amazing comenzó en marzo de 2013 y ha sido influenciado grandemente por el Papa Francisco y su mensaje y escritos, particularmente “El Gozo del Evangelio”.
Al final de la conferencia, el Padre Garza y su equipo habían decidido convertirse en una “parroquia amazing”. El proceso de la parroquia amazing identifica siete rasgos y el Padre Garza dijo, las claves para trabajar sobre los siete rasgos son la oración y el desarrollo de un equipo de liderazgo.
Trabajando juntos con el Padre Garza, el equipo de St. Martin de Porres identificó un número de oportunidades y decidió enfocar sus esfuerzos en incrementar el número de familias jóvenes, en involucrar a jóvenes en la liturgia y la vida parroquial y en la formación de líderes – todos los cuales son objetivos del Plan Pastoral diocesano. El Padre Garza y su equipo de liderazgo han desarrollado una aproximación sistemática y cohesiva a la celebración de la liturgia del domingo y a la formación al ofrecer una serie de homilías con temas que son explorados más allá a lo largo de las reuniones parroquiales y programas.
Por ejemplo, el tema actual es el discipulado. El Padre Garza extrae el discipulado de las lecturas del domingo y entonces, explora el tema en profundidad a través del estudio bíblico parroquial, el cual ayuda a la gente a crecer en su llamado a ser discípulos de Jesús. El equipo de liderazgo se reúne dos veces al mes y trabaja estratégicamente integrando estos temas en toda la vida parroquial y así, continúa creciendo como una parroquia amazing. 
Charlene O’ Connell, miembro del equipo central del Plan Pastoral, dijo que mucho de lo que el movimiento 
Parroquia Amazing enseña, está basado en el encuentro y la transformación, que son ele-mentos clave del Plan Pastoral diocesano.
“A través del proceso de Parroquia Amazing, St. Martin de Porres está implementando el Plan Pastoral,” dijo. “No son dos cosas separadas, es una meta grande y es el ayudar a la gente a encontrar a Cristo y por lo tanto a transformar sus vidas,” dijo.
El Padre Garza ha notado un incremento en la participación de parroquianos, especialmente entre los parro-quianos hispanos. Además del entrenamiento y el continuo apoyo del movimiento Amazing Parish, la experiencia abrió la puerta para que el Padre Garza descubriera otros recursos tales como la Divina Renovación por el Padre James Mallon, la cual ofrece pasos concretos sobre cómo una parroquia puede convertirse en una comunidad misionera. La clave para convertirse en una parroquia vibrante es empoderar a los laicos, enfocarse en la liturgia dominical y en la oración y siempre buscar otros recursos para – que los parro-quianos puedan- convertirse en un mejor líder personal, dijo el Padre Garza.
Viajando al este al salir de Round Rock en la supercarre-tera 79 hacia Taylor, el paisaje cambia a un pueblo rural con una parroquia anidada cerca de la supercarretera 95 y las vías del tren. El Padre Jairo Sandoval Pliego vino a la Pa-rroquia de Nuestra Señora de Guadalupe en 2013 como su nuevo pastor con una visión de colaboración y de empoderamiento de los laicos.
Su operante filosofía personal es “Nosotros –– el personal y parroquianos estamos juntos celebrando los sacramentos, creciendo en la fe y viviendo como discípulos de Jesús,” dijo.
Él trabaja basándose en el trabajo de los pastores que han servido previamente en Nuestra Señora de Guadalupe, quienes evangelizaron y energizaron a los parroquianos. Formado como un Dominico, el Padre Pliego cree que el enfoque de la vida parroquial es la liturgia dominical y todos los otros ministerios flotan de, y están conectados al domingo. El Padre Pliego ayudó a la comunidad a entender el significado de la liturgia, los papeles de los ministerios litúrgicos y especialmente de la importancia de la buena música litúrgica.
“Este es otro hermoso ejemplo de cómo los líderes parroquiales y la comunidad están ya implementando el Plan Pastoral diocesano, particularmente los objetivos bajo la primera meta, la cual es la formación y la nutrición espiritual,” dijo O’Connell. 
En la primavera de 2014, la parroquia comenzó a ofrecer cursos de Enseñanzas Básicas proveídos por la Oficina diocesana de Evangelización, Catequesis y Vida Familiar. “La formación es la clave de una fe Católica madura y del vivir nuestro llamado bautismal para seguir a Cristo,” dijo.
El Padre Pliego espera que cada parroquiano participe en estos cursos y los ofrece en un ciclo anual. Él dijo que la formación y la organización construyen la confianza de los parroquianos, quienes saben que pueden contar con él y el personal para proveerles de lo que necesitan para su formación y de manera espiritual. Ellos también pueden contar con su pastor y el personal para buscar maneras para mejorar mientras que contínuamente evalúan la efectividad de su trabajo a través de reuniones de personal semanales.
El pasado noviembre, líderes parroquiales estudiaron el Plan Pastoral y lo vieron como una herramienta que clarifica la misión de la parroquia y unifica a toda la comunidad. Además de la liturgia dominical, la parroquia también se enfoca en la oración, la formación de los niños, jóvenes y padres de familia y en invitar a más personas a servir en los ministerios parroquiales.
La clases de educación religiosa comienzan con los niños reunidos para orar y reflexionar sobre las lecturas del domingo. Los parroquianos rezan por las intenciones del Papa Francisco y del Obispo Vásquez en cada Misa. La comunidad entera ora por los niños y especialmente por los estudiantes de preparatoria preparándose para celebrar el Sacramento de la Confirmación.
La comunidad también tiene un festival llamado el Festival de la Educación Religiosa de Primavera, el cual recauda fondos necesitados para proveer de libros y materiales para el programa de educación religiosa, por lo tanto no se cobran tarifas a las familias. El nuevo centro de educación parroquial es el fruto de este compromiso de la parroquia hacia la liturgia dominical y la formación de todos los parroquianos. La parroquia también alberga una Feria Ministerial que ha crecido cada año con más gente ofreciéndose para servir en ministerios parroquiales, dijo el Padre Pliego.
En el Día de Acción de Gracias, la parroquia será la anfitriona de una Cena de Acción de Gracias en la que el Padre Pliego espera mostrar su aprecio por el compromiso de los parroquianos al ministerio y al servicio a la comunidad. Este año él espera recibir a más de 350 parroquianos.
Para mayor información sobre el Plan Pastoral diocesano, visite www.austindioceseplan.org. Para detalles sobre la próxima conferencia Parroquia Amazing, viste www.amazingparish.org. Las dos parroquias en esta historia pueden encontrarse en www.stmartindp.org y www.ologtaylor.org.